miércoles, 4 de marzo de 2009

Un lugar imaginario

Esta semana nos hemos propuesto convertirnos en escritores de ciencia ficción. Así que hemos desplegado toda nuestra imaginación para inventar un lugar fantástico: valles, ríos, islas y montañas poblados por seres extraordinarios con sus leyes y costumbres e incluso con un lenguaje propio. Hemos elaborado una descripción, acompañada de ilustraciones (unas veces han sido dibujos hechos por nosotros mismos y otras, fotografías o imágines que hemos encontrado en la red) y, para finalizar, lo hemos presentado a nuestros compañeros. El trabajo no ha quedado mal, sobre todo si tenemos en cuenta que ha sido nuestra primera exposición oral y, para colmo, con cámaras por delante. Juzgad vosotros mismos.

Un lugar llamado Belonia

Isabel Rodríguez y Daniel Cachero nos muestran un país lejano llamado Belonia. Belonia es una gran isla limitada por seis mares adonde van a desembocar sus también seis ríos, que nacen en una gran montaña situada en mitad de la isla. Sus fecundas tierras están habitadas por unas criaturas que casi caben en el hueco de nuestras manos, los belonios. La jardinería y la agricultura son sus principales ocupaciones.





Un mundo flotante

Francisco Javier Flores y Fernando García nos enseñan un mundo flotante (una especie de isla suspendida en el espacio) rodeado de nubes y cubierto por rocas de las que nacen gigantescas cascadas.



Un lugar imaginario

Javier Márquez, Jorge Soto y Moisés Fernández nos describen un lugar fantástico de verdes valles, lagos profundos. bosques frondosos y seres extraordinarios.



Una lucha por el poder del fuego y del agua

Clara Lorenzo y Miriam Hurtado nos sorprenden con un mundo de hadas y elfos llamado "Teravitia". En él reinaba Carmen, con sus hijas, Sol y Luna. Pero cerca de Teravitia se hallaba el Infierno dominado por Blanca, la reina, y su hija Víbora. Blanca y Víbora pretenden adueñarse de la tierra de las hadas, pero no lo conseguirán.


La cueva misteriosa

Carlos Soto y Antonio Romero nos presentan una isla poblada por seres fantásticos (sirenas, ranas extraordinarias...) y cubierta de bosques extraños (árboles en forma de silla...) con cuevas misteriosas de las que emana una música cautivadora.


El país de los dulces

María Prieto y Gloria Benítez nos describen un lugar imaginario: "El país de los dulces". Un país poblado por seres especiales, con sus costumbres, sus viviendas, sus medios de transporte, su vestimenta e incluso sus propios periódicos y revistas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada